Decálogo de los Jóvenes Empresarios de Tenerife - AJE Tenerife

Decálogo de los Jóvenes Empresarios de Tenerife

jovenes-empresarios-de-tenerife

La Asociación de Jóvenes Empresarios de Tenerife (AJE Tenerife) es una organización con ámbito territorial en la Comunidad Autónoma de Canarias constituida con un carácter multisectorial. Tiene personalidad jurídica propia y es independiente de la administración, los partidos políticos, organizaciones sindicales, empresariales y demás movimientos asociativos. Su organización y funcionamiento responden a principios democráticos. Pueden ser miembros de AJE todos los empresarios menores de 41 años.

Decálogo de los Jóvenes Empresarios de Tenerife


La provincia de Tenerife se encuentra actualmente en un escenario de incertidumbre y dificultad económica que supone un importante obstáculo para el emprendimiento y el desarrollo empresarial de esta comunidad. En un contexto como el actual resulta imprescindible un cambio de actitud generalizada. Hay que dignificar la figura del empresario fomentando la iniciativa empresarial para garantizar la recuperación de la economía y restaurar la confianza.

Las ideas y puntos que detallamos a continuación contemplan todas nuestras reivindicaciones y críticas constructivas, siempre con la finalidad de conseguir mejores condiciones para los jóvenes empresarios de y emprendedores de Tenerife, fomentar la creación de puestos de trabajo y potenciar al máximo el desarrollo económico y social de nuestra región.

  1. Financiación
    Uno de los mayores problemas de los jóvenes empresarios de Tenerife es la falta de crédito suficiente para desarrollar sus proyectos y mantener sus empresas en esta situación de dificultad. Son necesarios instrumentos para restablecer el crédito y la liquidez para las empresas.
  2. Pagos a las empresas por parte de la Administración.
    La deuda pendiente de pago por parte de administraciones públicas hace inviable la continuidad de las empresas (Pymes u autónomos principalmente). Es necesaria la adopción de medidas urgentes al respecto. A falta de éstas, permitir la compensación de facturas pendientes de pago por parte de las Administraciones Públicas, con tributos, tasas, y otras deudas con las empresas acreedoras.
  3. Unidad de mercado.
    Homogeneizar la legislación sobre una misma materia y actividad entre las distintas CC.AA., y entre los distintos niveles administrativos.
  4. Marco laboral flexible.
    Fomentar la flexibilidad facultando al empresario a adaptarse a los cambios económicos o productivos que se produzcan. Incentivar la contratación, especialmente la indefinida y a tiempo parcial. Mejorar los instrumentos para reducir el absentismo, tanto por los Servicios Públicos como por las Mutuas de Accidentes de Trabajo para todo tipo de bajas.
  5. Simplificación del número de contratos laborales.
    La multitud de contratos actuales debería limitarse a las modalidades básicas, que además son las empleadas con mayor frecuencia: contrato indefinido, temporal, fijo discontinuo, obra y servicio, tiempo parcial y contrato de formación.
  6. Fomentar la figura del empresario dentro del sistema educativo.
    Dar a conocer y revalorizar la figura del empresario y empresaria como motor generador de riqueza y empleo, inculcando en el sistema educativo los valores del esfuerzo y el trabajo.
    Necesitamos un sistema educativo que fomente la competitividad, el esfuerzo, la constancia, el tesón, el riesgo, la iniciativa y la pérdida del miedo al fracaso.
  7. Simplificación de trámites administrativos.
    Es necesario que se reduzca la burocracia y la administración sea más ágil apoyando la creación de empresas. En Canarias, y en España en general, la tramitación administrativa para la creación de empresas es compleja, costosa en tiempo, lo que supone una clara desventaja competitiva.
  8. Fiscalidad: Promover la reducción de las cotizaciones sociales.
    La rebaja en las cotizaciones sociales permitiría estimular la contratación, pudiendo compensarse, en su caso, la pérdida de la recaudación.
  9. Políticas de desarrollo tecnológico.
    El desarrollo económico se corresponde en buena medida con el desarrollo tecnológico. Este afecta a la estructura económica y genera nuevos productos y actividades, que al final se convierten en el mejor crecimiento y valor añadido.
    Por ello, los jóvenes empresarios de Tenerife necesitan que se potencien las políticas que apoyen la difusión y la transferencia de tecnologías, amplíen las infraestructuras y los espacios de innovación, impulsen la adaptación ambiental y el desarrollo sostenible de las empresas.
  10. Impulso a la internacionalización.
    Facilitar el acceso de las Pymes a participar en los mercados exteriores con la difusión de programas y acciones existentes en países emergentes, incentivos fiscales que favorezcan un ambiente propicio para la internacionalización, etc.
    Hay una serie de factores en los que es necesario incidir para poder alcanzar mayores niveles de desarrollo económico. Estos factores a los que hacemos referencia son los siguientes:
  • La internacionalización de las empresas
  • La reducción del fraude fiscal y social, tanto en el sector público como en el privado.
  • La dimensión y cooperación empresarial
  • La dotación tecnológica y la trasferencia de las actividades de I+D
  • La incorporación de la mujer al mercado laboral
  • La tasa de paro, sobre todo en los colectivos de jóvenes y mujeres
  • La siniestralidad laboral
  • La cohesión social y territorial
  • El desarrollo rural
    Además, los objetivos estipulados son los siguientes:
     Lograr una administración andaluza más ágil.
     Ampliar el gasto de investigación y desarrollo en Andalucía.
     Impulsar la incorporación de la mujer al mercado laboral.
     Restablecer el crédito y la liquidez para las empresas.
     Homogeneizar y simplificar la legislación que afecta a la actividad empresarial.
     Mejorar la eficiencia del sistema educativo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *